Según las necesidades de cada persona, el caballo nos puede ayudar de diferentes maneras y aprovechar las múltiples facetas de sus capacidades.